creencias limitantes

Las creencias. Cambiando creencias limitantes por facilitadoras

images (2)

LAS CREENCIAS. Cambiando creencias limitantes por facilitadoras
Hoy vamos a compartir contigo cómo podemos darle la vuelta a las creencias limitantes, esas que nos frenan y dificultan el andar de nuestro camino.
Y para que entres a profundizar con nosotros en este proceso, voy a compartir contigo, ahora, un ejemplo del cambio que hoy puedes experimentar.

Sigue leyendo si quieres eliminar tus creencias limitantes ahora.

Consta de Primera parte, Segunda parte: ¿Cuanta fuerza le damos a nuestras creencias?, Tercera y última parte: Cambiando las creencias limitantes por facilitadoras.

La creencia es un estado de la mente que da por cierto o verdadero una cosa o suceso y esta “verdad” se convierte en una orden que dispara una serie de consecuencias.

Las creencias son tan poderosas que llegan a FACILITAR o a LIMITAR todas las áreas de nuestra vida.

Hoy vamos a compartir contigo cómo podemos darle la vuelta a las creencias limitantes, esas que nos frenan y dificultan el andar de nuestro camino. Y para que entres a profundizar con nosotros en este proceso, voy a darte ahora un ejemplo del cambio que hoy puedes experimentar:

Creencia limitante: “Para conseguir….hay que remar antes, sudar, sufrir, pelear y a veces hasta sangrar”.
¿Qué pensamientos crees que tiene asociado esta creencia?
¿Y qué emociones se disparan de ello?
¿Y qué acciones y/o comportamientos provoca?
¿Y qué resultados?
¿Y cuáles son las consecuencias de esos resultados?

¿Y cómo crees que será el camino de esta creencia?

“Para conseguir…hago todo lo que hace falta para conseguirlo y aprendo de cada situación que voy experimentando”

¿Verdad que esta nueva creencia evidencia un cambio de actitud importante?

Ahora, voy a compartir contigo qué puedes hacer para cambiar tus creencias limitantes por facilitadoras.

Busca cada una de las creencias que trabajaste en el artículo anterior. Te acuerdas que la última respuesta había sido: “noooo”. Pues entonces ahora responde para cada una de ellas:

1. ¿Y cuál es el resultado que me gustaría tener?

2. Y para lograr ese resultado, ¿qué podría hacer, que no estoy haciendo? Define al menos tres acciones nuevas.

3. ¿Y qué emociones estarían asociadas a esas acciones?

4. Y para que mi mente me apoye en realizar y sentir eso, ¿qué pensamientos tendría que tener?

5. ¿Y cuál podría ser la frase, afirmación, valor que provoque esos pensamientos?

Ahora te animo a redactar tu nueva creencia facilitadora para cada una de las creencias limitantes que has descubierto en el artículo anterior.

Es importante que esté redactada en positivo, en tiempo presente y en primera persona.

Como conclusión, te recuerdo el esquema base con el que funcionamos:

creencias

Si quieres conocer tus creencias para entender tus resultados puedes sumarte al Plan de Acción 2016. Infórmate.

Un saludo y gracias!

Katrina Rodriguez – CEO Centro Trinidad Barcelona

Deja un comentario